¿Comó realizar un tratamiento de Aguas Residuales con Bacterias?🦠
Generic selectors
Sólo coincidencias exactas
Buscar en título
Buscar en contenido
Generic selectors
Sólo coincidencias exactas
Buscar en título
Buscar en contenido

English

Español

QUÉ HAY DE NUEVO
LAS ÚLTIMAS NOTICIAS

Nov 12, 2020

TRATAMIENTO DE AGUAS RESIDUALES: EQUILIBRIO DELICADO

El tratamiento de las aguas residuales es un delicado equilibrio de procesos químicos, biológicos y mecánicos. Los operadores de tratamiento necesitan encontrar un medio feliz para proporcionar un tratamiento de alta calidad, al tiempo que se mantienen dentro de los presupuestos y todo el tiempo asegurando que cumplen con el cumplimiento ambiental. Se espera que los operadores se ocupen de un sistema de tratamiento en constante variación, como los cambios climáticos, los patrones de uso humano y más. Con todos los posibles cambios, restricciones presupuestarias y requisitos del regulador, encontrar un equilibrio puede ser bastante difícil. Para mantener el efluente dentro de los parámetros de sus permisos de instalación, los operadores deben evaluar constantemente la composición química de sus sistemas de tratamiento y determinar las cantidades precisas de productos químicos que se deben aplicar para obtener una descarga de alta calidad.

Problemas asociados a la falta de tratamiento químico para aguas residuales

Los costos asociados con el uso de productos químicos para el tratamiento y la formación de floc de alta calidad varían dependiendo de si hay sobredosis o infradosificación de productos químicos. La falta de introducción de suficientes productos químicos para mantener la calidad de las aguas residuales dentro de los límites reglamentarios puede conducir a multas escandalosas, mandatos operativos y falta de confianza en la capacidad de una empresa de servicios públicos para tratar las aguas residuales. Además, los operadores deben ser igual de cautelosos cuando se trata de usar demasiados productos químicos. A menudo, es muy tentador ser demasiado seguro en lugar de lamentar y sobredosis con productos químicos para obtener el efluente de aguas residuales dentro de los parámetros de tratamiento correctos. Sin embargo, la sobredosis trae una multitud de problemas que deben hacer que los operadores de tratamiento se lo piensen dos veces antes de participar en esa práctica.
Cuando una planta de tratamiento aumenta su uso de polímero o ajusta la concentración de polímero durante la floculación, por ejemplo, puede crear lo que se conoce como “pin floc”. Este floc es tan pequeño y ligero que flotará hasta la parte superior de los tanques de tratamiento y no se asentará hasta el fondo, donde luego podría ser removido y tratado con el proceso de biosólidos. Dado que el floc del pasador, que contiene contaminantes, no se asiente, los contaminantes pueden crear un efluente que no cumpla con los requisitos de permiso.

Eliminación de nutrientes de aguas residuales

Cuando se trata de eliminar nutrientes de las aguas residuales, es muy común una sobredosis con productos químicos como el cloruro férrico. El cloruro férrico es un producto químico que se utiliza principalmente para combatir la presencia de fósforo, que es bastante común en los sistemas modernos de tratamiento de aguas residuales. El cloruro férrico es un coagulante, lo que significa que se utiliza para promover la agrupación de partículas finas en flocs más grandes para que puedan separarse más fácilmente del agua. Si los operadores utilizan demasiado de un coagulante como el cloruro férrico, puede producirse una reversión en la carga eléctrica natural del floc, lo que obligará a los sólidos suspendidos del sistema a desestabilizarse, lo que complicará todo el proceso de tratamiento.
Incluso si los operadores evitan una reacción química involuntaria al sobre compensar, es bastante probable que estén desperdiciando dinero con cada adición innecesaria. Con la reducción de los presupuestos y el aumento de los gastos de energía y tecnología, las plantas de tratamiento no pueden permitirse aumentos en los costos de operación resultantes del desatado de productos químicos y las sanciones por incumplimiento.
Los resultados igualmente problemáticos pueden derivarse de la sobredosis o la infradosificación de efluentes con productos químicos, y los operadores de tratamiento de aguas residuales deben encontrar el equilibrio adecuado para tratarlos de manera adecuada y rentable. La sobredosis o la infradosificación pueden haber venido de un malentendido de qué componentes componen el flujo de residuos de una operación o qué niveles de productos químicos se necesitan para corregirlo. Los avances en los sistemas de dosificación química y la instrumentación ayudan a eliminar ese problema.

Últimas publicaciones

Llámanos para cotizar

​81-8371-6297

0 comentarios

¡Contáctanos para resolver tus dudas!